Mujeres impulsan un PYME de cannabis

Natalia De Camino, paciente registrado de REPROCAM, (registro nacional de personas autorizadas al cultivo controlado con fines medicinales y/o terapéuticos), es parte de un proyecto integrado por 5 mujeres que apuesta a conformar una PYME dedicada a cannabis medicinal. Tienen diferentes profesiones y quieren generar una fuente de trabajo propia y que al mismo tiempo otras personas puedan tener trabajo.

“Es una organización con perspectiva de género, diversidad e inclusión”, comentó a La Rioja/12 De Camino. El objetivo es la generación de puestos de trabajo para mujeres, diversidades y personas con discapacidad. La idea de este proyecto es trabajar en sus hogares con sus tierras y combinado el trabajo, la producción y las tareas de cuidado. “No queremos una ONG, queremos una empresa y poderla gestionar desde nuestros hogares porque somos jefas de familia y cuidamos de nuestros hijos. Queremos un trabajo sustentable” expresó a este diario.

Para eso es necesario el financiamiento, y eso por ahora parce no estar al alcance, aunque asegura que hay líneas a nivel nacional para este tipo de emprendimientos. La otra apuesta para ponerlo en marcha es lograr la certificación a través de la formación. La UNDEC (Universidad de Chilecito) lanzó la diplomatura Superior en Producción e Industrialización del Cannabis para usos medicinales e industriales, pero el costo de la carrera es para el grupo que impulsa el proyecto una barrera, porque el arancel tiene un costo de 80 mil pesos: “Vamos a intentar ingresar de alguna manera, porque la formación es una prioridad”, dijeron.

“Hay una mayor aceptación en la actualidad para hablar sobre cannabis y menos estigmatización sobre el tema”, dijo De Caminos sobre el cultivo del cannabis medicinal. Por medio de este emprendimiento quieren producir cremas y aceites.

En La Rioja ya se creó Cannbio, la primera asociación civil riojana que desarrollará investigaciones, programas y/o acciones de tipo social, educativo, cultural, ambiental sobre el uso de plantas del cannabis y otras plantas medicinales. Además, el Estado riojano impulsa el desarrollo de la industria del cannabis a través de la empresa estatal Agrogenética y está a poco de la presentación del primer aceite medicinal en la provincia. (La Rioja/12)