Una docente publicó que debe dar almuerzo 20 días con $11 mil y el Intendente la violentó

“Con una mano en el corazón: ¿Uds., almuerzan con $ 11,347 durante 20 días?”. Es la última frase de un posteo que realizó la directora de la escuela 235, El Potrerillo del departamento Famatina, Claudia Tello. Desde su cuenta de Facebook relató que tiene “6 niños a cargo para el almuerzo y ante el cansancio de realizar los reclamos decidió hacer público el problema sobre la imposibilidad de cubrir los gastos por alimentos con el dinero asignado. Junto al posteo acompañó la foto de la tarjeta que cada mes le acredita ese dinero para la escuela.

«Según las órdenes del Ministerio de Educación con ese monto yo debo dar por 20 días el almuerzo y con una dieta especial que acompaña el requerimiento de las autoridades. Ahora yo pregunto: ¿alguien puede decirme cómo hago para dar de almorzar con éste dinero?”, dice en parte de su publicación.

“Quisiera que estén unos días en la escuela y cuándo los niños pregunten, seño ¿hay comedor hoy?, tengan una respuesta como la tengo que tener yo todos los días. Mirando sus caritas y decirles: hoy no, ya vemos para mañana; y mandarlos a la casa con una taza de té que tomaron en el desayuno”, cuenta la docente y agrega que “hace 2 meses y en reiteradas oportunidades le pidió una bolsa de harina y grasa al diputado del departamento (Ismael Bordagaray) por medio de su secretaria y nunca le contestó. Junto a los padres compraron una bolsa de harina para tener el pan en el desayuno”.

Luego de esta situación, el martes el personal directivo de las escuelas de Famatina fueron convocados a una reunión para revisar la situación y en ese encuentro además de una supervisora se encontraba el intendente del departamento, Alberto Godoy con su gabinete.

Tello relató nuevamente por sus redes y en declaraciones periodísticas que el Intendente “la increpó a los gritos de porqué había realizado esa publicación sin antes hablar con él”. “A los gritos me dijo que yo había tratado de mentiroso al diputado. Estaba tan enojado que golpeó la mesa en reiteradas oportunidades y me señalaba diciendo que en mi publicación había intencionalidad de mi parte para hacerlo quedar mal”. Me sentí avasallada, maltratada y el abuso de autoridad que ejerció sobre mi persona y al finalizar de la reunión fui a la comisaría más cercana y realicé una denuncia por violencia (de género) porque me dio miedo de la forma en que se dirigió a mí. Sólo fue pedir por un plato de comida para los niños. No falte el respeto a nadie”, expresó.

Tello, aseguró que nadie del Ministerio de Educación no le respondió hasta el momento y que Godoy dijo que “ellos (funcionarios) no están obligados a contestar los mensajes”. En la reunión había 20 personas y según la directora nadie reaccionó ante la situación. (La Rioja/12)